abril 20, 2011

Las 50 Mejores Películas de los 90's II.

40. Dead Man de Jim Jarmusch (1995)


Una película que sorprende, muy atemporal, un poco Kafkiana, un poco Shakesperiana con tantos enganches entre western tradicional y sobrenatural, ironía y saltos de cine de terror. El trabajo de Jarmush es rico de simbologías, citas infinitas e ilimitados planos de lectura que la convierten en una cinta de apreciable factura. Pintada magistralmente con una lentitud majestuosa y meditativa, la obra esta hábilmente rodeada por una fantástica fotografía (que dona vejez y suciedad a la película), por la música obsesiva y oscura del grande Neil Young y por la soberbia interpretación de Johnny Depp. (tráiler)




39. Eyes Wide Shut de Stanley Kubrick (1999)


"Eyes Wide Shut" es un enigma irresolvible cuyos personajes estan a disposición ante nuestros ojos para ser percibidos, traducidos y entendidos. Las imágenes se suceden en una dialéctica entre aquello que muestran y aquello que en realidad significan. Kubrick certifica continuamente aquello que parece falso, aquello que no pertenece a la esfera del la realidad, sino más bien a las ambiguas e (in)decifrables del sueño y de las representaciones (fiestas, orgías, ritos, máscaras, música); y al mismo tiempo impregna de incertidumbre todo aquello que procede auténtico y coherente escena tras escena. (tráiler)



38. In the Mouth of Madness de John Carpenter (1994)

Imprevisible, angustiante, inquietante, una perla que debe ser redescubierta dentro de la cinematografía de uno de los indiscutibles maestros del terror. La obra más ambiciosa y compleja de John Carpenter, en donde su visión apocalíptica, nihilista de la humanidad y de su evolución alcanza la perfección y es empujada hacia extremas consecuencias. Obra absolutamente visionaria con escenas impregnadas de una atmósfera alucinante y de un escenario turbio que solamente él podía haber creado y con uno de los mejores finales jamás realizados para una película de terror. Un cult!. (tráiler)





37. Happiness de Todd Solonz (1999)


Formidable mezcla de drama y humor negro, cinismo e ironía, la obra de Solondz nos revela aquello que se esconde bajo las tumbas blanqueadas de la respetabilidad burgués: perversiones, debilidades, desesperación, violencia. Una galería de los horrores absorbida por una presunta “normalidad”, y por esto aún más inquietante: porque nos obliga a observar los aspectos patéticos y monstruosos con los que se compone nuestra realidad cotidiana. "Happiness", título deliberadamente antifrastico, indica el tema que une las diferentes historias narradas: la búsqueda frenética de una felicidad tal vez imposible de alcanzar. (tráiler)




36. Chóngqìng Sēnlín (Chungking Express) de Wong Kar-wai (1994)


Obra delicada, que nos introduce en la historia poco a poco, presentandonos al principio los efectos y después las causas. El cine de Wong Kar-wai es distante de la epicidad y en "Chungking Express" el caso y la soledad reinan incontrastables, juegan con los destinos y los sentimientos de los personajes: una capa oprimente de ineluctabilidad silenciosa que carga sobre la puesta en escena, a la cual no queda más que refugiarse en personales microcosmos oníricos y en soliloquios mentales delirantes... El director concede visibilidad a los sueños, voz a los silencios; y una esperanza a los finales pendientes. (tráiler)




35. Life Is Sweet de Mike Leigh (1991)


Otro lucido, despiadado, cáustico retrato de la clase obrera inglés por parte del ingenioso e irreverente Mike Leigh: "Life Is Sweet" es una dulce historia realista, que oscila entre la comedia y el drama, nacida como una sutil controversia contra ciertas realidades ingleses. en particular asistimos a la ruptura de una familia normal che afronta los problemas cotidianos que muchos núcleos a menudo se encuntran (im)preparados para hacer frente. Estamos en los parajes de Ken Loach, pero más grotesco, más locuaz, más divertido(o más desagradable, según los gustos). (tráiler)





34. Mat I Syn (Mother And Child) de Aleksandr Sokurov (1997)


Una película insólitamente vibrante, obra desgarradora, delicada como la piel de un niño, y al mismo tiempo cruel como una puñalada en la espalda. Película profundamente sincera , cuya única música de fondo es la voz de los dos protagonistas; una voz suave, susurrada, como las circunstancias lo requiere. Sokurov compone una elegía bajo la huella de la muerte construyendo imágenes como un pintor con sus cuadros, donde a menudo se sumergen los mismos protagonistas. Dura sólo una hora y cuarto., pero su recuerdo dura toda una vida. (tráiler)




33. Ta'm-e gīlās (Taste of Cherry) de Abbas Kiarostami (1997)


El grande director iraní decide abordar un tema difícil y controvertido como el suicidio, realizando una obra hermética y profunda detrás de una apariencia de simplicidad absoluta y hace un viaje intensa y doloroso en el alma humana; confecciona con sabiduría el diálogo y los silencios, el paisaje altamente simbólico, la expresividad totalmente natural del extraordinario actor protagonista para llevar a cabo la intimidad del personaje. La mirada de Kiarostami se mantiene siempre distante y fríamente quirúrgica, pero no menos humana y campasiva. El resultado es una obra de grande poesía. (tráiler)




32. Fargo de Joel & Ethan Coen (1996)


Joel y Ethan Coen aman jugar con géneros y códigos narrativos, en particular aquellos del noir, que aquí, se combinan con la comedia. Comedia sobre la evasión de la rutina, sobre los confines en donde puede ir el hombre para tratar de cambiar la vida propia, generando por el contrario discrasie, caos, dolor. El humorismo nace de la observación de las medidas adoptadas por pura desesperación y escaso interés. La violencia se convierte en una farsa y la imprevisibilidad norma. Los Coen destripan estereotipos regionales de una tajada de America, con elementos de verosimilitud cultural e idiomática, y sátira social. (tráiler)




31. Lost Highway de David Lynch (1997)


"Lost Highway" es el clásico retrato de la potencia de las imágenes que sólo un artista como David Lynch puede expresar de forma excepcional. Un cuadro perfecto de todo auqello que se conoce del estilo del realizador y de como reacciona la mente de una persona con los problemas de la doble personalidad, las sensaciones que prueba, el desconcierto y los lapsos de memoria, la convicción de vivir realmente dos vidas en dos cuerpos diferentes(a menudo se trata de existencias totalmente opuestas e irreconciliables). Un viaje enfermizo al interior de un acontecimiento tan ordinario y "falso" de parecer terrorífico. (tráiler)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...