noviembre 29, 2011

Película del día...

La Guerre Est Déclarée (Declaration Of War) - Valérie Donzelli , 2011

"¿Cómo te llamas?"
"Romeo"
"¿Estás bromeando?"
"No, ¿Por qué?"
"Porque yo me llamo Juliette"
"Estamos condenados a un destino trágico"

Romeo y Juliette se conocen en una fiesta, se aman, son felices, tienen un hijo, Adam. Pero algo anda mal. El niño se comporta de una manera extraña, siempre llora, vomita de repente y no mueve un lado de la cara. Poco a poco emergen los síntomas de un gravísimo tumor cerebral al pequeño, que enpujará a Romeo y Juliette a afrontar una guerra personal contra la enfermedad, para la supervivencia del pequeño Adam y para transformar la incumbencia de la muerte en un himno a la vida.

Película que representará a Francia en los próximos Oscar, "La Guerre Est Dèclarée" es ligera y pesada al mismo tiempo, como la vida. Lúcida y precisa en el contar la enfermedad y la hospitalización, los miedos, las dudas, las reacciones y las emociones, con hechos, situaciones, lugares, diálogos y personajes absolutamente vivos, sentidos y reales, porque la historia narrada es aquella verdadera de la realizadora ( también protagonista) y del actor Jérémie Elkaïm (que interpreta a Romeo). De hecho, la película está dedicada a su hijo Gabriel, y a  los médicos, enfermeras y hospitales públicos, motivo que eleva aquello que visionamos a un emblema de una lucha más general.


Pero es su historia privada a interesar, conmover y hacer sonreír en los 100 minutos de metraje, es una película que corre como un tren, llevada a cabo con claridad, mano firme y un ritmo cerrado gracias a una mezcla perfecta de guión, dirección y montaje desencadenados, sincopados y marcados por una banda sonora acertadísima. La película se pone en marcha por si sola, con una estratagema sonora maravillosa, que desde los sonidos repetitivos de la resonancia magnética a la cual es sometido el niño nace en la mente de la madre el recuerdo de la música electrónica de la fiesta en donde conoció Romeo. Todo esto contrapuntado por las voces en off que intervienen de vez en cuando para dar un tono de fábula a la narración, trayendo a la mente el célebre inicio de "Jules et Jim", de Truffaut.

También cabe destacar la belleza de las imágenes y las infinitas posibilidades que una cámara digital como la Canon 5D puede ofrecer. Sébastien Buchmann, director experto de la fotografía, ha sido capaz de dar a la película una gama de colores y una luminosidad que no tiene nada que envidiar a las películas rodadas "tradicionalmente". Los diálogos nunca son banales, ni excesivos, y frecuentemente sorprendentes en el realismo que logran infundir a los pesamientos (a menudo) abstractos de sus protagonistas. Todo esto unido a la habilidad de los actores (incluyendo al pequeño Gabriel, que interpreta Adam a ocho años) hacen de esta "pequeña" joya una de las producciones más bellas e importantes del año.


La estructura es del melodrama, en el que los acontecimientos precipitan cada vez más, pero sostenida por los tonos que alternan el drama a la comedia, con puntos de delicada fantasía surrealista, necesaria para evitar de ser abrumados por la ansiedad. Y cuando Romeo plantea a Juliette la pregunta que todo el mundo se ve obligado a hacer cuando se encuentra frente a una enfermedad y /o sufrimiento "¿Por qué a nosotros, por qué Adam?", ella responde simplemente: "Porque podemos superarlo". Una frase hermosa, pero también un poco extraña, que no da rienda suelta a los sentimientos de culpa y a la necesidad de explicaciones que todo enfermo / padre posee en su interior. Pero también es quizás la única respuesta posible, aquella que te permite de no poner tus razones conflictivas en cuestión, y no deja otra opción sino aquella de seguir adelante.

Porque lo que no mata, fortalece. Porque frente a las mayores dificultades y en primer lugar frente al sufrimiento y a la posible muerte de un hijo, los seres humanos son capaces de sacar de lo más profundo del alma una fuerza y una energía impensable. Pero el precio a pagar es alto, como en toda guerra: debemos luchar por nosotros mismos, por que la lucha contra la enfermedad termina por monopolizar toda la existencia de aquellos que combaten, poniendo a dura prueba el equilibrio de pareja, de los vínculos familiares y de las amistades...


Psicodélica, visceral, sugestiva y conmovedora hasta las lágrimas, "La Guerre Est Déclarée" es una película maravilllosa que no apunta al pietismo, al contrario, es suavizada por dulces y poéticas incrustaciones musicales que intensifican y amplifican los sentimientos de los dos protagonistas, haciendolos casi irreales, actuando como un poderoso elemento de ruptura de la tensión. Se termina emocionalmente destruidos, es lógico que sea así, pero también muy contentos con la renovada perspicacia del valor exorcizante del cine. Vive la France!



Valoración : 9/10

 
En dos palabras : Perfectamente equilibrada entre drama y comedia, la película afronta de manera insólita e implicante un argumento triste y doloroso que la realizadora francés convierte en una especie de película de aventuras, llena de acción, de colores, de ternura y de vida, pero sobre todo de amor, el núcleo alrededor del cual gira toda la historia. Amor, amor y más amor. "La Guerre Est Déclarée" es una película de visionar absolutamente y de disfrutar plenamente, para purificar un poco el alma endurecida debido a las diversas futilidades cotidianas. Espléndida.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...